¿Cómo cocinar con trufa? Tips imprescindibles para tus platos

como-cocinar-con-trufa-tips-imprescindibles-para-tus-platos

La trufa no solo ha llegado con fuerza a las cocinas de los profesionales, también a las domésticas. Si siempre has querido cocinar con trufa hoy es un buen día para comenzar a hacerlo. Te vamos a mostrar toda la información que necesitas para sacarle el máximo provecho a la trufa en tus platos. Cuando veas todos sus beneficios te darás cuenta de que es un ingrediente realmente interesante para muchos tipos de cocinas.  

Consejos para cocinar con trufa en conserva 

Teniendo en cuenta que la trufa actualmente es considerada como uno de los mejores ingredientes gourmet que podemos incluir en la cocina, podemos certificar que con ese ingrediente vamos a conseguir muy buenos platos.  

Para conseguir buenos resultados a la hora de usar trufa en conserva te vamos a mostrar una serie de consejos. Si los pones en práctica seguro que te será fácil obtener grandes resultados. 

  • Preparación: es uno de los mejores consejos que te podemos dar. Una buena preparación siempre asegurará que le vamos a sacar un buen uso al ingrediente y en consecuencia vamos a sacarle el máximo sabor. Para realizar una buena preparación te recomiendo usar siempre un buen rallador de trufa o en su defecto un buen cuchillo afilado. Así los cortes serán de calidad.  
  • Platos calientes: los expertos suelen recomendar usar la trufa en conserva en platos calientes o grasosos. También suele encajar muy bien con los platos de arroz, pasta, carnes y huevo. Aunque realmente es un ingrediente universal que se puede usar con casi todo para añadir un plus de sabor.  
  • Moderación: a pesar de que es un ingrediente que gusta mucho, siempre hay que incluirlo en los platos con moderación. Unos 5 gramos de trufa suele ser más que suficiente por comensal. Un exceso puede provocar que el plato pierda calidad. 
  • Aceite de trufa: es otro de los usos que le podemos dar a la trufa en conserva. Para crear esa variedad de aceite lo que tenemos que hacer es incluir en el aceite unas láminas de trufa en conserva y dejarlo reposar durante algunos días. La conservación siempre deberá realizarse en la nevera. Una vez realizada la apertura el consumo de ese aceite deberá ser antes de pasados cinco días.  
  • Conservación: la trufa no es algo que dure para toda la vida, sino que hay que conservarla correctamente para que nos dure lo necesario. Se recomienda realizar la conservación en el líquido que vienen presentadas y posteriormente meterlas en la nevera. Siempre hay que consumir la trufa antes de la fecha de caducidad y una vez abierta se debería consumir antes de que pasen cinco días.  
  • Creatividad: con la trufa en conserva es una buena idea dejarse llevar por la creatividad. Es verdad que hay muchas recetas por internet que usan la trufa, pero la creatividad siempre nos conseguirá dar personalidad a nuestros platos.  

Consejos para cocinar con trufa fresca 

Si quieres disfrutar de una buena experiencia, lo primero que debes hacer es asegurarte que vas a adquirir trufa de calidad. En el siguiente apartado te vamos a mostrar de manera detallada dónde comprar trufa para cocinar. Y una vez que la tengas en tu poder, la trufa siempre la deberás guardar en un sitio adecuado. La nevera suele ser la mejor opción para conservar este ingrediente el máximo tiempo posible. 

A la hora de limpiar la trufa fresca siempre lo deberás hacer de manera suave. Puede ser una buena opción usar un paño húmedo o un cepillo suave. Lo que no te recomiendo es lavar la trufa con agua. Se ha demostrado que cuando la lavamos bajo el grifo lo que hacemos es provocar una pérdida de sabor y aroma. 

A la hora de trabajar con la trufa siempre deberás usar los utensilios adecuados. Se suele recomendar optar por los utensilios de acero inoxidable o cerámica. No se recomiendan los utensilios de metal porque los mismos pueden modificar el sabor y eso no nos interesa.  

Para sacar el máximo partido a la trufa siempre tenemos que realizar el cocinado a una temperatura que no sea demasiado alta. Cuando se cocina a altas temperaturas lo único que se consigue es que el ingrediente pierda buena parte del sabor. Por ese motivo, en la gran mayoría de ocasiones se recomienda incluir en el plato al final del cocinado. 

Para sacarle el máximo partido a la trufa se suele recomendar acompañarla con otros ingredientes simples y frescos. Nunca hay que cometer el error de mezclar la trufa con otros ingredientes potentes o su sabor podría sufrir de manera importante. Incluso podría darse el caso de que la trufa pasará desapercibida en su totalidad.  

¿Dónde comprar trufa para cocinar? 

Si quieres disfrutar de trufa fresca para cocinar de calidad te recomiendo realizar la compra en https://trufalia.es/trufa-fresca. Es verdad que hay diferentes sitios donde se puede adquirir la trufa, pero Trufalia es la mejor opción por calidad precio. Son expertos en este ingrediente, por lo que podrás tener la certeza de que vas a poder realizar la compra que te interesa.  

Esta empresa lleva muchos años trabajando y la nota media siempre es muy alta, lo que demuestra que los clientes están muy satisfechos con el servicio que ofrecen. Y es que no solo mandan trufa fresca de calidad, sino que también la envían correctamente para que la misma no sufra durante el transporte.  

Durante los más de cuarenta años de experiencia de Trufalia la empresa no ha hecho otra cosa que mejorar su servicio para que los clientes puedan disfrutar de una buena experiencia. Es más, no solo tiene mercado a nivel nacional, también a nivel internacional. Y en todos los casos las opiniones son buenas, de aquí que hoy en día sea la opción perfecta para realizar este tipo de compra.  

Los envíos siempre se realizan a través del sistema 24h a la vez que las trufas siempre van acompañadas del sello de producto de calidad. En caso de que tengas algún tipo de duda, solo debes ponerte en contacto con ellos y te indicarán qué opción encaja mejor con lo que buscas.  

¿Qué cocinar con trufa negra? 

La trufa negra es uno de los mejores ingredientes que podemos tener en nuestra cocina porque nos ofrecerá la opción de hacer platos de categoría.  

Con la trufa negra podrás aportar sabor a platos tan conocidos como la pasta, los huevos revueltos, el risotto, ensalada, puré de patatas, carpaccio, salsa para carnes, cremas y sopas, arroz negra… Realmente es un ingrediente que combina muy bien con una amplia variedad de platos. 

El truco del éxito es usar una trufa de calidad y no prepararla a temperaturas demasiado elevadas. Recuerda, con unos 5g de producto suele ser más que suficiente para aportar sabor al plato, no abuses de este ingrediente.  

También te puede interesar